Curso de construcción de arcos

Hace unos meses pudimos acudir al curso Construcción de arcos artesanales gracias a la iniciativa y organización de Jaime Barrallo a través de la Escuela de Supervivencia de Madrid (ESDM) y a sus miembros Fernando Martín y Javier Montero. Gracias a ambos por esta iniciativa.

El curso fue desarrollado en las instalaciones de un nuevo amigo, Freddy, en Pelahustán, un fantástico lugar próximo a Toledo, en las cuales se desarrolló un curso sobre la construcción de arcos artesanales. Su docente fué el maestro Alfonso García Oliva.

Hace ya tiempo que conocía su trabajo y cuando Jaime Barrallo me informó que iba a ser él el que impartía el curso, reservé mi plaza con los ojos cerrados.

Os invito a visitar su web, en la que podéis ver parte de su trayectoria profesional

http://www.agarciaoliva.com/

Salimos de Galicia por la tarde y cuando llegamos ya se nos había echado la noche encima. Tuvimos suerte con el tiempo y apenas tuvimos nieve

Parte de nuestros amigos ya nos estaban esperando allí.

Tras una noche de charla en la que aprovechamos para presentarnos a nuestro hospitalario amigo Freddy y para ponernos al día con el resto, nos fuimos a descansar. Los próximos días se prometían intensos.

En las primeras horas, Alfonso nos expuso la parte teórica. Imprescindible para poder comenzar a crear arcos.

En nuestro caso, realizamos los arcos con varas de castaño, pero pudimos ver mas adelante, como realizarlos también con troncos seleccionados y partidos en partes longitudinales.

Alfonso nos expone los fundamentos para la correcta construcción de arcos

En la imagen, Jaime empieza cortando la vara a su medida.

Jaime y Gerardo comprueban que la vara no tenga codos y donde ubicar el dorso y el vientre del arco.

Realizamos las marcas que nos ayudarán a conocer estas partes y poder retirar la madera sobrante. He marcado en rojo mis marcas a lápiz para que las podáis ver mejor.

Antes de comenzar, ponemos a mano todas nuestras herramientas. Como mi bastrén no es el mas adecuado, Alfonso me presta un burro (es el banco de trabajo para ebanistas que véis en la foto) y un bastrén de los suyos.

En vez del burro, algunos emplearon un tornillo de banco modificado como el de la foto. En la boca simplemente tiene un acabado que no marca la madera.

Ahora si que puedo ponerme a ello. Me encanta el acabado artesanal de este bastrén que me presta Alfonso. Mas tarde probaré otro que me cede Gabriel.

Justo a mi izquierda, tengo a Jaime, el cual comienza con su arco.

Gerardo echando una mano a sus compañeros. La mitad de las veces que miré para él, estaba ayudando a sus compañeros. Aún así, fuimos a la par en todo momento. 

El mas joven el equipo. Una suerte de compañero del que seguro que tendremos alguna noticia mas. Terminó enseguida y estuvo ayudándonos con las puestas a punto en la parte final.

Gran parte del proceso de trabajo consiste en quitar toda la madera que sobra. Es importante tener especial cuidado de no rebajar de mas, ya que sino puedes estropear todo el trabajo.

Detale desde mi puesto de trabajo. El burro proporciona a mi parecer, una posición mas cómoda de trabajo y menos cansada.

El arco de Jaime en sus inicios.

Alfonso no pierde detalle y va uno por uno siguiendo nuestros avances y dándonos recomendaciones.

Gerar continúa con su «estaca de orco»

Jaime sigue haciendo el «termita»
Comenzando a darle forma a los laterales de las palas.

Esto empieza a ir teniendo forma

Fernando y Tony prestan atención a las recomendaciones del maestro.

Tras una mañana de trabajo, nos retiramos a comer algo.
Aprovechando el descanso, felicitamos a nuestro amigo Gerar, que hoy cumple años

Feliz Cumpleaños Gerar!


Un brindis por los maestros. Es muy difícil el poder encontrarse con dos maestros de este calibre en un ambiente tan familiar. Esto si que es tener suerte.

Hemos coincidido en este curso, un conjunto de alumnos muy muy interesante. Espero veros a muchos en otros eventos

Para los que no lo conozcan, Alfonso García Oliva, es entre otros oficios, un destacado Luthier. Nos brindó una sobremesa muy agradable

Continuamos con el trabajo. Aún tenemos bastante por delante.

En vez de emplear una vara, también podemos emplear un tronco. Para ello hay que separarlo en varias partes longitudinales. Aquí podemos ver el momento en el que se nos explica el proceso.

Freddy preparando el tronco que vamos a dividir.

Explicación de Alfonso

Invocación a la sota de bastos

Momento en el que se divide el tronco mediante cuñas. Cada una de esas piezas, será un arco.

Se marca el diseño del arco. En este caso, un Flatbow

Detalle de al empuñadura
Continuamos dentro con lo habíamos dejado esta mañana. El arco orco de Gerar va cogiendo forma. Este será con diferencia, el arco mas potente que saldrá de este curso.

Alfonso prepara unas láminas de bambú para mostrarnos como funcionará un arco de esta madera.

Junto a Alfonso, está Gabriel. Un aventajado alumno de Alfonso. 

No puedo dejar de mencionar que mi primer arco tenía un problema que me impidió continuar con él. Gabriel para que yo no tuviera que empezar completamente de cero, me cedió su vara de castaño y empezó otro nuevo…
Detalles como estos son los que me animan a hacer kilómetros para conocer gente como él. No me canso de repetírtelo tio. MIL GRACIAS!

Gabriel prepara un flatbow con una de las secciones longitudinales que acaban de cortar.

Paso de vez en cuando por las mesas para ver como les va a mis compañeros y hacer alguna foto para el blog.

Una vez que se le retira al arco la mayor parte de la madera, comienza el proceso mas delicado.

Colocamos el arco sobre este accesorio y lo tensamos para ver como se flexan las palas.

Las zonas que no tienen suficiente flexibilidad, tienen que ser desbastadas para que toda la pala flexe completamente, sin zonas rígidas y siempre de forma simétrica a la otra pala.

Las zonas mas rígidas, son marcadas y las tendremos que rebajar muy suavemente.

Jaime trabaja una de las palas para darle flexibilidad.

Primero le da con una lima y posteriormente con una espátula para dejar la superficie completamente lisa.

De ahí, otra vez se tensa y se comprueba su flexibilidad. El proceso es largo, delicado y laborioso.

Cuando tenemos el arco bastante avanzado, confeccionamos la cuerda.
Aprovechamos la visita de un compañero de PaleoForo.com que nos explica como realizar cuerda con fibras naturales

Aprovecho un momento, para robar una «autofoto» a nuestro anfitrión Tonny. Un tio grande. Gracias por invitarnos tan amablemente a tus dominios. Sin ti, esto no habría sido igual.

Junior va bastante adelantado. No pierde ni un minuto.

Arco de Tony. Tuvo que rebajarle las palas por quitar demasiada madera en una de las palas, pero de todas formas, resuelve muy bien y sigue dándole forma a su arco.

En la foto podéis ver las marcas rojas donde le retirará madera en breves.

Afinando la superficie.

Una de esas imágenes en las que puedo ver que cuando miro para la mesa de Gerardo, no está. Miro alrrededor y lo veo ayudando.

Por mi parte, continúo trabajando las palas. Aún están algo rígidas en algunas zonas.


Alfonso nos explica como realizar las lazadas de la cuerda que acabamos de trenzar y encerar y que nudos son los mejores para el arco. Al principio solo lo tensaremos en el bastidor para probar su elasticidad.

Bastidor de nuevo, tensar de nuevo, marcar de nuevo y afinar de nuevo.

En la parte final, no se emplean limas, sino que hay que retirar hojas de madera con un cuchillo muy afilado o una espátula.

Comprobación de flexibilidad

Reposo:

Con tensión:

Una vez marcado, de vuelta al burro y a sacar hojas de madera.

Muy muy importante respetar las vetas, nudos y marcas que tenga la madera. Mi arco destaca por tener un montón de nudos, lo cual complica un poco el proceso.

Eso si, es algo que lo hace único no? Detalle del momento en el que limpio el dorso.

Primer tensado de cuerda.

Pruebas de tensión. Es realmente ligero! (Gracias Gerar por la foto)

Algunos me habéis pedido que os comparta las notas que saqué. Lo prometido es deuda. Os muestro las anotaciones que hice en mi libreta:


Ya que Gerardo y yo teníamos un largo camino de vuelta, no pudimos rematar nuestro arco al 100% y en mi caso hasta pasadas tres semanas, no pude rematar la parte de afinado y el suavizado de la madera. A día de hoy, todavía no le he puesto la empuñadura de cuero con el trozo de cuero que tan amablemente nos envió por correo Alfonso.

Aproveché un fin de semana para darle los últimos toques. Primero terminé de quitarle una última capa de madera en una de las palas mas rígidas

luego el lijado fino para dejar suave la superficie de todo el arco. También tuve que rematar las puntas que todavía estaban en bruto.

Imagen del dorso

Imagen del vientre.

Por último le doy una capa de aceite para proteger la madera. En cuanto el aceite toca la madera, este nos muestra las vetas con mucha mas intensidad.

No quise ponerle nada de color. el que tiene es el color natural de la madera. Aquí podéis ver los nudos del dorso de una de las palas.

Foto junto a otro de los arcos que tenemos en casa.

 

Y por último las pruebas. Hasta aquí, todavía no lo había probado.
El resultado es fabuloso. En ningún momento pensé que iba a estar tan cómodo con un arco que yo mismo había construído. Me encanta y desde este momento lo uso habitualmente.

Y hasta aquí el que hasta hoy ha sido el artículo mas extenso de todo el blog. Enviadme las fotos que tengáis del curso para publicarlas, al igual que vuestros comentarios, correcciones y lo que queráis en general. Os recuerdo que tenemos a vuestra disposición el correo info @ bushcraft.es.

Quiero agradecer a cada uno de vosotros el haber compartido unos días con nosotros, los miembros de este humilde blog, en especial a:
Ana, que siempre estás ahí para echar una mano.
Alfonso García Oliva, por enseñarnos que nunca se sabe suficiente de tantas cosas y que la humildad es la mejor de las banderas.
– A Jaime Barrallo por ser el pegamento que une toda esta «alianza rebelde» y que incansablemente guias con tu luz (lo de incansable es literal, algún dia me explicarás de donde carajo sacas esa energía).
– A Gerar por ser un de los mejores amigos que puede encontrar uno sin importar la distancia ni el tiempo.
– Al señor Freddy AKA «Frisuelos» por darnos las llaves de su casa y hacernos sentir como en la nuestra.
– A Gabriel por ser una de esas personas que tengo la suerte de ir conociendo en mis escapadas y que me hacen sentir realmente afortunado (y si… por tu magnífica cerveza también)

Gracias a todos y arriba con esa «alianza rebelde»

.

Un gran saludo a todos los que nos seguís. No olvidéis dejar vuestras opiniones y si habéis participado en el curso y nos queréis enviar vuestras fotos, las subiremos junto con estas.

Aprovecho la ocasión para mandar un gran saludo a todos los amigos de www.paleoforo.com . Sois muy muy grandes. A todos los que no lo conozcáis, os recomendamos que los visitéis. Es una visita obligada para todos los que os queráis fabricar vuestro primer arco artesanal.

Iré actualizando con mas fotos en cuanto vaya recibiendo. Hasta pronto!

3 comentarios en “Curso de construcción de arcos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.